Mordidas abiertas, la lengua y la deglución atípica

La falta de solapamiento de los dientes anteriores superiores e inferiores, mordida abierta,  en los adultos suele ir acompañado de lo que no muy acertadamente se llama deglución atípica: la lengua se pone entre los dientes anteriores al tragar.

No es posible reeducar a la lengua para que no se ponga entre los dientes anteriores mientras haya una mordida abierta. Si no lo hiciera, al tragar, la comida se saldría de la boca.

Para complicar más el asunto, casi nunca se sabe si la lengua ha provocado la mordida abierta o ha sido al revés.

Y para terminar, el tratamiento de las mordidas abiertas no es estable: al retirar la aparatología de ortodoncia suele darse cierto grado de recidiva.

Comenta

*